mitos en las relaciones de pareja
FuckBook

Tanto cuando estamos en una relación como cuando nos mantenemos solteros, todos y todas tenemos una serie de concepciones mentales sobre cómo debe ser una pareja que, muchas veces, son las culpables de que nuestras relaciones acaben fracasando antes o después. Hoy vamos a hablar de estos mitos sobre las relaciones de pareja que todos, en mayor o menor medida, tenemos en mente para que veas lo perjudiciales que pueden a llegar a ser.

Uno de los más comunes es creer que la pareja tiene que estar siempre junta y actuar en consecuencia: esto significa que se acabaron las salidas con los amigos de cada uno, o el hacer cosas por separado. Muchas veces, incluso los hobbies se vuelven compartidos. ¿Y sabes qué significa eso? Vuestra anulación como personas individuales e independientes una de la otra. Mantener vuestra parcela de vida privada os ayudará a construir una relación mucho más sólida.

Las parejas y el amor

Otro bastante habitual es creer que las parejas felices y enamoradas no discuten nunca: error. Lo normal es discutir porque es imposible que dos personas estén de acuerdo siempre, bajo cualquier circunstancia y ante cualquier hecho; en estos casos, lo que suele pasar es que uno de los dos tiende a ceder y el otro a salirse con la suya, lo que va generando tensiones que antes o después acaban por estallar. La comunicación es clave, así que ya sabes: ¡nada de callarse!

Del mismo modo, eso de que las parejas no tienen que irse a la cama enfadadas es otro mito muy extendido sobre las relaciones de pareja, pero no deja de ser absurdo. ¿Qué sentido tiene seguir discutiendo cuando estás dolido, enfadado y, encima, somnoliento? Lo mejor es saber reprimir el impulso, dejar los reproches para la mañana siguiente y descansar. ¡Seguro que por la mañana ves las cosas de otro modo!

Estos son algunos de los mitos sobre las relaciones de pareja más habituales, pero seguro que has escuchado muchísimos más, como que las parejas de verdad no requieren esfuerzo. Al final, la clave de una buena relación reside en tres puntos clave: comunicarse, escuchar y entender. Discutir sin sentido, callárselo todo, dejar tu vida a un lado por otra persona y otras tantas barbaridades solo harán que el amor acabe convirtiéndose en resentimiento, por lo que a la próxima, ya sabes.

FuckBook